Turisme de Sitges

Blog

Sabor a Sitges: Pulpo con ‘espigalls’

Aunque la movilidad vuelve a estar limitada, nosotros no sabemos estar quietos. Y si tu no puedes venir, vamos nosotros y te traemos algo de Sitges a tu casa. En este caso, a tu cocina y a tu plato. Con sabor y origen propio. ¿Preparamos juntos un pulpo con espigalls?

Malos tiempos para la lírica turística. Porque lo que queremos es explicarte cosas para que las disfrutes con nosotros. Y el ‘bicho’ nos pone distancia de nuevo. Pero a optimismo y ganas, en Sitges no nos gana nadie (como mucho, nos empatan). Por eso queremos que este post sepa a nosotros, a nuestra tierra y a nuestro mar. Por eso nos hemos puesto el delantal y os escribimos de cocina a cocina. De la nuestra a la vuestra. Perdón, seamos precisos: de la cocina de Antón Rafecas, del restaurante La Nansa, a la vuestra.

 

La propuesta que os traemos sabe igual de bien que suena: pulpo con ‘espigalls’ o ‘col brotonera’, genuina del Garraf. De hecho, vale la pena detenerse unas líneas en esta verdura de temporada (de noviembre a febrero), que se caracteriza por una hojas recortadas y un sabor “proteínico y gustoso”, según el propio Antón. Lo podéis comprobar y disfrutar en platos de cuchara (guisados) arroces o en forma de crema.

 

Nuestro chef ha elegido el pulpo roquero como acompañante de los espigalls “porque así tenemos un plato de mar y montaña, muy de Sitges”. Cocina de proximidad cuando más la necesitamos, cuando no podemos disfrutarla juntos. Esa es la actitud (de Antón y nuestra).

 

Venga, vamos con la lista de la compra (para 4 personas):

  • 1 Kg de Espigalls
  • ½ kg de patatas (del Garraf, preferiblemente)
  • 1 kg de pulpo roquero
  • 600 gr. de tocino
  • Aceite, sal y pimienta

¿Delantal puesto? Pues empezamos. Lo primero, partimos las patatas y las ponemos a hervir. Luego, en la misma olla, ponemos los ‘espigalls’ para que también hiervan. Una vez completado el proceso, quitamos el agua y apartamos la olla.

 

Turno para el tocino, que podemos hacer en el horno a baja temperatura o en una paella con aceite.

También en otra olla hervimos el pulpo.

 

Recuperamos las patatas y los ‘espigalls’ y los ponemos en una paella, donde con una espátula de madera iremos trinchando la mezcla hasta que notemos que se forma una capa crujiente. Añadimos luego el pulpo, ya hervido, a la paella y lo dejamos hasta que coja un punto dorado.

 

Con todo cocinado, emplatamos el pulpo, las patatas y los ‘espigalls’ con el tocino. Abrís la boca, cerráis los ojos y estáis más cerquita de Sitges ;)

 

¿Antón, y de primero qué nos recomiendas? “Pues una de nuestras especialidades: alcachofas rebozadas, que también son producto de temporada y que esperamos que en diciembre ya podrán degustar con nosotros, aquí en el restaurante”. Un deseo compartido: vernos, comer y pasear por Sitges muy pronto. Esa es nuestra receta favorita. Eso sí, engorda…¡de felicidad!

Compartir

  • Pulpo con Espigalls

Comentarios

No hay comentarios.